Gervasio Sánchez: un periodista de fuera de Palacio

Ya he hablado en este blog de Gervasio Sánchez, un periodista que ha denunciado las graves consecuencias de las exportaciones de armamento. Siempre aprendo algo leyendo su blog Los desastres de la guerra.

Gervasio Sánchez lleva años denunciado que soldados españoles infligieron al ciudadano iraquí Flayeh al Mayali, quien trabajó como traductor de español para el ejército español. Flayeh al Mayali fue acusado de colaborador necesario en el atentado en el que fueron asesinados siete agentes del CNI en Irak. Tras ser detenido, pasa cuatro días en Base España en Diwaniya (entre el 22 y 27 de marzo de 2004), donde es interrogado, golpeado violentamente repetidas veces, obligado a pasar horas de pie de cara a la pared encapuchado y a dormir en el suelo.  Es trasladado a un penal de máxima seguridad, donde pasa recluido once meses, pasados los cuales es liberado sin cargos, era febrero de 2005.

Así comienza la terrible historia que sufre Flayeh al Mayali y que nos ha contado Gervasio Sánchez. Una historia que no han querido investigar ni el CNI, ni el Presidente del Gobierno Rodríguez Zapatero, ni el Ministro de Defensa José Bono, ni el juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu, ni la prensa, en especial el diario El País. No sólo no han querido investigar sino que han hecho todo lo posible para que este caso no salga a la luz.

Todos los detalles de la historia se encuentran en los siguientes artículos del blog de Gervasio Sánchez:

Nuestro Guantánamo particular

El honor perdido de Flayeh al Mayali

Zapatero miente cuando dice que no tenía noticias sobre maltrato de prisioneros en Diwaniya

– El ministerio de Defensa tenía información sobre el caso Al Mayali desde mayo de 2004 

También podéis ver la entrevista que le hicieron en el programa La Sexta Noche, en el que se muestra claramente cómo actúan los periodistas cortesanos (a partir del minuto 24), empezando por Francisco Marhuenda, Director de La Razón y siguiendo por quienes le sugieren a Gervasio que debería haber planteado una denuncia ante los tribunales. Exigiendo así una diligencia a Gervasio Sánchez propia de un periodista Hércules, cuando todas las instancias del poder político, jurídico y periodístico sólo han querido ocultar el problema (lo que demuestra hasta que punto funciona la hegemonía en el campo periodístico).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: