De nuevo sobre el “canon policial” de interpretación jurídica: a propósito de los interrogatorios por policías encapuchados

policias encapuchados

 

Aquí tenemos un nuevo ejemplo del “canon policial” de interpretación del ordenamiento jurídico: aquél que opta por aquella interpretación que menos garantiza los derechos de los ciudadanos.

En la comisaría de Moratalaz, policías encapuchados vestidos de paisano y sin ninguna identificación tomaron declaración a los detenidos en las protestas contra la reforma laboral de febrero de 2012. Algo que también ha señalado Alfonso Fernández, «Alfon», detenido durante la huelga del 14N que recientemente ha sido puesto en libertad.

Estas prácticas han sido denunciadas por la Comisión Legal de Sol-15M y por la Asociación Libre de Abogados. Cómo de escandalosa le habrá parecido a la Adjunta Segunda del Defensor del Pueblo esta práctica, que ha formulado una recomendación en la que considera que debería prohibirse expresamente que los policías vayan con el rostro cubierto dentro de las comisarías. Porque es una práctica que vulnera el derecho de defensa, parte integrante del derecho a la tutela judicial efectiva que reconoce el artículo 24 de nuestra Constitución. Además, el uniforme reglamentario de la policía no recoge ninguna prenda que cubra el rostro (véase la Orden INT/2160/2008).

Según el Ministerio del Interior no está prohibido legalmente este tipo de interrogatorios por policías encapuchados, vestidos de paisano y no identificados. Lo que pone de manifiesto el escaso valor que otorgan al derecho de defensa los responsables últimos de la actuación policial.

Este tipo de interrogatorios es una práctica más propia de estados totalitarios que de aquellos que alardean de ser estados democráticos de derecho. También ponen de manifiesto el carácter clasista de la actuación policial: cómo actúa frente a los de abajo y cómo lo hace frente a los de arriba. (Si algo bueno tiene esta crisis es que está dejando claras muchas cosas). No soy capaz de imaginarme a Gerardo Díaz Ferrán o a Inaki Urdangarín interrogados por policías encapuchados.

En fin, nos encontramos ante un caso más de lucha por el derecho. En este caso tenemos que agradecer a la Comisión Legal del 15M y a la Asociación Libre de Abogados que estén trabajando por deslegitimar la arbitrariedad de la actuación policial. Una parte importante de nuestro Estado democrático de derecho está en juego.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: